La burguesía catalana

Cuando ayer elaboraba el escrito titulado Izquierda, derecha y protohistoria citaba en uno de los párrafos a la burguesía tanto catalana como vasca y en el caso de la catalana decía que estaba integrada en lo que hoy conocemos como CIU.

No quise ayer alargar en exceso mi explicación para no aburrir al personal, preferí dejarlo allí y empezar un nuevo escrito relacionado con aquél.

Burguesía es un término, de origen francés, usado tanto en economía como en sociología y en historia. La burguesía la formaban aquellas personas que residían en los burgos o ciudades. El término burguesía se caracteriza por poseer medios de producción y por establecer una relación mercantil con el proletariado.

Esta clase social, cuyo origen se remonta a la Europa feudal, se convirtió en germen de un nuevo mundo con el desarrollo del capitalismo. Dicha transformación culminó entre los siglos XVII Y XIX, por medio de las revoluciones burguesas.

En el siglo XIX la industrialización y las revoluciones liberales le otorgaron el poder económico y político. Los revolucionarios socialistas y anarquistas consideraban a la burguesía la clase que, frente al proletariado, ostentaba la propiedad de los medios de producción.

Uno de los puntales de la identidad nacional catalana, ha sido, históricamente hablando, la clase social media alta que denominamos burguesía.

Es esta clase social, de la que se dice que el día después de la caída de Barcelona, en poder de las tropas franco-españolas de Felipe V, el 11 de setiembre de 1714, abren sus tiendas y comercios, como si nada hubiera pasado, adaptándose a la nueva situación. Es también el mismo estamento social, quien a finales del siglo XIX, se rebela contra la mala administración de los gobiernos monárquicos españoles de la época, que comportó la perdida de todo el imperio colonial, y sienta las bases del que más tarde se conocería como el nacionalismo catalán, a través del movimiento “La Renaixença”. Es la que recibe los palos de anarquistas y comunistas, en el período de la guerra civil, y sin ser una gran adicta al régimen de la dictadura, se las compone para sobrevivir una cruel dictadura de signo ultra nacional católico españolista.

Con la llegada de la democracia, ésta clase social encuentra en Convergencia Democràtica i Unió Democràtica, sus órganos de expresión política, una derecha liberal, moderada, que consigue su credibilidad en el hecho de no haber sido contaminada del período autárquico, pues algunos de sus máximos dirigentes, habían sido perseguidos y encarcelados, por razón de su nacionalismo intrínseco.

Los tiempos convulsos que vivimos estos días, se han encargado de mostrarnos las miserias de esta clase burguesa, cuando a algunos de sus máximos representantes, se les han puesto en evidencia actos muy relacionados con la corrupción y la malversación de caudales públicos.

En cursiva viene una parte de las reflexiones de Cosme tratando el caso Millet y la operación Pretoria que sacudieron a dicha burguesía hoy encuadrada en CIU.

Tras estas breves explicaciones de lo que es la burguesía y que en el caso catalán está encuadrada a día de hoy en la coalición conocida como CIU no puede nadie llamarse a duda alguna si la encuadramos como un movimiento político de derechas, moderado pero de derechas.

Añadiría a lo que nos relata Cosme que CIU se llena la boca con su supuesto independentismo, independentismo del que hace gala cuando quiere sacarle alguna prebenda al estado central, lo usa como una especie de arma con la que intimidar al gobierno de turno pero a la hora de la verdad deja el trabajo sucio a otros partidos con menos escrúpulos.

Foto desde Portal Planeta Sedna.

votar

Acerca de jonkepa

I am seaman (Master).
Esta entrada fue publicada en Opinión, Política. Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a La burguesía catalana

  1. Pingback: Bitacoras.com

  2. xaviercomas dijo:

    En el caso Pretoria se puede atisbar como funciona el “establishment catalán”, hay tanto de CiU como del PSC. Fíjate que el armador de la trama es el Sr. Luis García Sanchez, “Luigi”, ex PSC.
    El día que de verdad se puedan tratar estos temas con tranquilidad y serenidad, a muchos de estos digamos soberanistas, se les van a erizar los pelos.
    Ni Catalunya ni España, se merece lo que tenemos.
    Saludos.

    • jonkepa dijo:

      Hola Xavier.
      Veo que sabes a quien me estoy refiriendo cuando saco este asunto; lo de las izquierdas, derechas y protohistoria y esta segunda parte acerca de la burguesía catalana.
      No se la razón de ese empeño en darnos lecciones de historia moderna de España o incluso acerca de temas filosóficos y/o históricos solo por el mero hecho de pensar diferente en algunos asuntos.
      Quiza el ser soberanista, independentista o españolista pueda ser discutible, al menos las razones por las que uno adopte una postura u otra pero este asunto que he traído a colación son hechos históricos que no tienen vuelta de hoja, nos guste o no.
      Estas son modas pasajeras que tienen su momento histórico, ahora es uno de ellos, pero no creo que tengan continuidad o quizá tal vez dentro de 200 años.
      El caso es que esas personas que ambos conocemos solo tienen un camino si quieren conseguir sus objetivos y es declarar una independencia o segregación unilateral, otra cosa es que la mayoría de los habitantes de ese territorio (Cataluña) lo compartan o no.
      Saludos.

  3. Pingback: La burguesía vasca | Mis opiniones en Libertad

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s